miércoles, 25 de marzo de 2015

Susana Díaz y Lenin

Camino del Rocío
Susana Díaz, como se ha encargado ella de repetirnos a la lo largo de la campaña electoral,  es hija biológica de un fontanero municipal, pero la paternidad de su ideología la podemos rastrear en Marx y en el mismo Lenin. He repasado su biografía y, desde luego, ella no procede como algunos otros jóvenes revolucionarios que al final encontraron acomodo en las templadas aguas del PSOE, de la Joven Guardia Roja. Por tanto nadie la oyó jamás cantar eso de “Somos los hijos de Lenin, /y a vuestro régimen feroz/el comunismo ha de abatir /con el martillo y con la hoz". Pero dado su currículo (ella es católica  y fue catequista de joven, es devota de la Esperanza de Triana y de la Virgen del Rocío), seguramente que entonó más de una vez el “Con flores a María”  o el “Cantemos al amor de los amores” o el “No estarás eternamente enojado, Señor”. Pero me pega que haya leído el artículo de Lenin  "La cultura Proletaria", publicado en 1926 en el número 3 de la revista "Krásnaya Nov". Allí Lenin afirma que: "El marxismo ha conquistado su significación histórica universal como ideología del proletariado revolucionario porque no ha rechazado en modo alguno las más valiosas conquistas de la época burguesa, sino, por el contrario, ha asimilado y reelaborado todo lo que hubo de valioso en más de dos mil años de desarrollo del pensamiento y la cultura humanos". Si no, de qué iba Susana, siendo roja, a ser tan devota del Rocío y de la Esperanza de Triana. Ella sabe que entre cofrades, rocieros y sevillanos que consideraron a la Duquesa de Alba la duquesa del Pueblo, juntan un manojillo de votos apreciable. En cuanto a lo del populismo que se le achaca a esta política, ahí está ella muy bien cubierta ideológicamente por el mismo Carlos Marx  que autorizó que se publicara por entregas la traducción francesa de “El Capital” para que llegara a los trabajadores que no podían comprarse el libro de un golpe. Las entregas, o el folletín, sirvieron para publicar las más importantes novelas burguesas del siglo XIX,  encargadas de difundir como única y verdadera la ideología de la clase dominante. La entrega o el folletín es la manera de que el proletariado, que no puede adquirir las obras completas,  compre a plazos el veneno ideológico que lo hará sumiso e imitador de los valores  burgueses de clase. ¿Por qué Susana Díaz no va a poder ir a la Romería del Rocío sin que la acusen de populista? Lo suyo es pura estrategia revolucionaria. Día llegará en que ella, a la cabeza de los rocieros, y con su niño en brazos,  desvíe las masas devotas de la Blanca Paloma hacia el solidario puerto de una sociedad sin clases.  No la malinterpretéis.

jueves, 19 de marzo de 2015

Huesos de mantequillas


Pas pleurer
AYER por la mañana, estaba pensando en que diría en este artículo sobre el hallazgo de un manojillo de huesos de Cervantes en Madrid, cuando salgo a cortar unas naranjas para hacerme un zumo y me encuentro, tirado en el suelo del porche, un paquete que el cartero había arrojado allí porque no cabía en el buzón. Entré en casa y desayuné. Durante el desayuno seguí dándole vueltas a la cabeza intentando relacionar los huesos cervantinos, hallados en un convento de clausura, con el floreciente negocio de las reliquias de santos en tiempos de Felipe II, rey coetáneo del autor del Quijote. Me alegró mucho enterarme por la radio de que las monjitas van a compaginar su clausura con las visitas turísticas a la tumba del escritor para ganar unos euros. Vi natural que Ana Botella, en la línea de alcaldes taquilleros, vendedores de entradas para los monumentos de sus ciudades, considerara importante para la Historia de España el hallazgo de los despojos de don Miguel. Ya había decidido meter en el ajo a los poetas Gloria Fuertes y Ángel González que hablan una, de lo expuesto que es estar muerto y el otro, de los desagradables que son los muertos porque se quedan quietos en los lugares más inconvenientes y se pasan cientos de años sin dar señales de muerte, cuando me pongo a abrir el sobre, que estaba mojado por la lluvia de la noche del martes al miércoles y del que había desaparecido mi dirección y la del remitente, y me encuentro dentro un libro. Mi amigo Alain Rausch me regalaba la novela Pas pleurer -traducción libre: "Vamos de una puñetera vez a dejarnos de llantos"-, premio Goncourt 2014, publicada por la editorial Seuil y escrita por Lydie Salvayre. El País me informa de que Salvayre en realidad se llama Arjona y que es hija de exiliados españoles. En la novela cuenta la historia de su madre a la que la derrota republicana cogió con 15 años. La obra está escrita en frañol, un híbrido de francés y español que es lo que hablaba la madre de la novelista. Como me había estancado con el artículo sobre Cervantes y había empezado a hablar de tonterías sobre el mal uso de las reliquias del pasado, de Monago, del torneo de pádel que ha organizado en el anfiteatro romano de Mérida y de que a mí se me había ocurrido sustituir mi orinal de porcelana por la copa en la que Ganimedes servía el licor a Zeus, dejé el ordenador y abrí el libro y me encontré en la primera página, no con los huesos del prócer, sino con esta frase de don Miguel: "De qué temes, cobarde criatura? ¿De qué lloras, corazón de mantequillas?". Me emocioné al comprobar que lo huesos de los hombres se derriten como mantequillas con el paso del tiempo, pero que mi amistad con Alain perdura y que la palabra bien templada pervive por los siglos de los siglos. Amén.

viernes, 13 de marzo de 2015

sábado, 7 de marzo de 2015

¿Incorruptas? Sólo las reliquias de los santos

Incorrupta a medias
El candidato del PP para presidente de la Junta es un ectoplasma con estudios de retórica.Un Ectoplasma, según la Wiki, es una supuesta materia viva que se halla presente en el cuerpo físico de cualquier ser vivo, capaz de asumir estados líquidos o sólidos y sus propiedades, de la cual no existe ninguna evidencia. Conocimientos de retórica, sí tiene: ha comenzado su campaña con un hat-trick argumentativo muy elaborado . Vean: "1. Este partido y ningún otro", ha dicho en un mitin, "es el único que puede garantizar el cambio en Andalucía, 2. éste y ningún otro puede traer un futuro de esperanza, ilusión y empleo en Andalucía, 3. éste y ningún otro puede desterrar de una vez por todas la corrupción en Andalucía". De factura perfecta. Pero del tercer punto, al que alude este ectoplasma político que quiere ser presidente de Andalucía, no existe ninguna evidencia de que su partido pueda llevarlo a cabo. Más bien, lo contrario, allí donde tiene poder el PP, lo unico que permanece incorrupto son las reliquias de los santos y no en muy buen estado.
La campaña electoral en Andalucía ha comenzado con recursos muy innovadores. La madre materna Susana Díaz, para cuando lo sea, dice que quiere dejarle a su hijo una Andalucía mejor de la que le dejaron sus padres. En todas las elecciones se manosean niños, en ésta: un proyecto de ser humano. Esto cambia la dirección de las caricias. Los políticos suelen magrear a los niños ajenos, en época electoral y los papas y los futbolistas que salen de la mano de niños aborígenes a los estadios de futbol y, más especificamente, el clan de los Romanones. Pero ahora son las mujeres andaluzas las que se acercan a pasarle la mano por la barriga al totem presidencial. Que por por ser espléndida con su hijo, para cuando nazca, ha sido gurrumina con sus padres. ¿Qué mejor herencia pueden unos padres dejar a su hija en Andalucía que la Presidencia de la Junta? ¡Qué más querrá, esta señora!

miércoles, 4 de marzo de 2015

La toma de la Alhambra

NO hay que descartar que Torres Hurtado y Sebastián Pérez lean algo más que el pregón de Semana Santa. Tal como están planteando el cerco y asedio de la Alhambra y de Sierra nevada, en manos de sus enemigos de la Junta de Andalucía, no sería descabellado pensar que también estén estudiando la Guerra de las Galias de Julio César, donde el escritor y estratega romano explica lo que tuvo que hacer para conquistar la fortaleza de Alesia, la plaza fuerte del caudillo galo Vercingetorix. Los romanos cercaron la fortaleza para rendirla por el hambre y por la sed. Al asedio respondieron los galos más o menos como Mar Villafranca, directora del Patronato de la Alhambra, abasteciéndose de todo y creando infraestructuras y fortificaciones que les permitieran sobrevivir durante mucho tiempo sin necesidad de recibir refuerzos del exterior. A veces, los sitiados cometen errores que facilitan la toma de la Colina Roja, como no pedir permiso para barrer un patio o no pagar los dos euros que exigen los sitiadores para firmar una tregua. En la Sierra la estrategia de cerco por hambre es más clara, y los sitiadores, ayudados por pequeños jefes locales, como el alcalde de Monachil, cerraron hace poco el restaurante más importante de la Sierra, en momentos de mayor concentración de sitiados, para rendirlos un fin de semana por el hambre y la sed. Quizá no sea muy descabellado afirmar que el alcalde y el presidente de la Diputación, aparte de la lectura atenta y piadosa del pregón de Semana Santa, hayan aprendido hasta latín para poder leer, sin traductores, la Guerra de las Galias de Julio César para poder rendir, siguiendo sus consejos, la fortaleza; y tomar, también, las altas cumbres de la Sierra. 
No sólo los políticos granadinos del PP leen a Julio César. El PSOE, e incluso Tania Sánchez, ex diputada por IU en la Asamblea de Madrid, cuando la justicia o la policía, ponen sus ojos en ellos, actúan como las legiones romanas, rodeando sus campamentos, con varias líneas de fosos y empalizadas, para no rendir sus plazas o escaños o candidaturas a la primera. Cuando son investigados por la policía, no dimiten, y se parapetan detrás de la primera empalizada, la más exterior. Cuando entra al caso la fiscalía anticorrupción, abandonan esa línea de defensa y afirman que cuando sean imputados, dejarán sus cargos, pero cuando un juez los imputa entonces, tampoco dimiten, y entran en distingos, como de teólogos, sobre lo que significa la imputación. Y cuando por fin se les abre juicio oral, entonces, tampoco se van, pero faltos de recursos, blanden el convincente argumento de que no se van porque no les sale. El día que les claven un puñal, como a César, susurraran extrañados al reconocer al asesino: "¡Bruto, hijo mío, también tú!".

lunes, 2 de marzo de 2015

Larga vida y prosperidad


Leonard Nimoy era además tuitero y a través de esa ventana, compartía reflexiones y anécdotas. Su último trino el 23 de febrero pasado fue el siguiente que sirve como epitafio: La vida es como un jardín. Puedes tener momentos perfectos, pero no preservarlos, excepto en la memoria. LLAP (Long live and prosper). Así es, larga vida y prosperidad eterna, querido Sr. Spock.

In memoriam
Dante:

 No hay mayor dolor que recordar el tiempo feliz cuando estás abismado en la miseria

Salvatore Quasimodo:
« Ognuno sta solo sul cuor della terra
trafitto da un raggio di Sole:
ed è subito sera. »